Marcelo Pelleriti: enólogo que unió vino con rock

Es el único argentino que obtuvo la máxima calificación de 100 puntos Parker. Toca la guitarra, elabora vinos junto a Pedro Aznar y otros músicos y creó el festival Wine Rock Tour.

Marcelo Pelleriti
Marcelo Pelleriti

“Amo a mi familia, los vinos, la tierra y las guitarras”. Así se presenta Marcelo Pelleriti (46), “el enólogo del rock”. Es el único argentino que obtuvo la máxima calificación de 100 puntos Parker por un vino que elaboró en Francia, Chateau La Violette 2010, que cuesta cerca de 300 euros la botella. Alcanzó el puntaje perfecto del crítico de vinos más influyente del mundo. “Siempre le digo que con eso ya ganó el Mundial, pero él sigue pensando en hacer el mejor vino en la próxima cosecha”, comenta su amigo, el periodista Mauricio Llaver.

Pelleriti pasa mucho tiempo arriba de un avión entre Francia y Argentina. Dirige al mismo tiempo la bodega mendocina Monteviejo, del selecto Clos de los Siete, en el Valle de Uco, y Chateau La Violett, Le Gay y Montviel, en la región francesa de Pomerol. Tiene una marca de vino con su nombre y elabora, junto al músico Pedro Aznar, los vinos Abremundos. Formó la banda The Cellars. Viaja con su guitarra a cuestas y es capaz de ponerse a tocar en cualquier lugar, en la viña, en la ruta o en un café. Logró una alquimia de vino y rock. Celebra cada fin de cosecha con el Wine Rock Tour, una fiesta imperdible entre viñedos que ya es parte del calendario del rock argentino.

¿Cómo define sus vinos?

El terruño tiene mucho peso. Siempre he tratado de darle identidad, reconocer de dónde viene el vino. Al elaborar un vino hago lo que siento. Tengo una filosofía que me la dio un maestro, Michel Rolland, pero al momento de hacerlo no lo pienso ni quiero imitar un estilo.

Cuál es la diferencia entre vinificar en Francia o en Argentina?

Llevo la dirección general en la bodega de Mendoza y soy el enólogo de la familia Parent, en Francia. Aunque los terruños son diferenres, hay un estilo de nuestros vinos: con una impronta más moderna. Cuando hacemos un vino pensamos en nuestros hijos, que el vino pueda durar 20 años. Para que los vinos argentinos pasen a la historia, tenemos que hacer vinos de guarda.

¿Vinos con o sin madera, se prende a esa discusión?

No. Hago vino como siento. A veces la discusión no viene de los hacedores de vino, sino del mercado. Hay que evaluar el conjunto, el concepto del vino y no ser tan fundamentalista (sobre si se hace) con o sin madera. Si tiene madera, tratamos de que el vino sea la estrella, no la madera.

¿Por qué llevó la música al mundo del vino?

Vivo escuchando música en la bodega, me motiva mucho. El vino me llevó a conocer grandes rockstars. Y sucedió que, durante un asado de fin de cosecha, creamos el Wine Rock Tour. Ahora es un evento al que mucha gente quiere venir.

¿Cómo transformó a Monteviejo en la bodega del rock?

Hay gente que me ayudó, como Rano Sarbach, un guitarrista amigo que me presentó a tantísima gente talentosa con los que hemos degustado y elaborado vinos de autor. Creamos  la sociedad con Pedro Aznar y elaboramos vinos con Juanchi Baleirón, Felipe Staiti, Coti, Guillespi, entre otros. Cada artista que viene tiene su corte (mixtura de variedades), algunos lo han pensando como algo más que un hobby.

¿Cómo es trabajar con Pedro Aznar?

Pedro se involucró mucho. Quiere tener su bodega, su viñedo. Participa de la poda, de hacer los cortes, y tengo que acomodar mi agenda a la de él. Todos los músicos con los que he trabajado me han sorprendido. Son tipos muy sensibles y tienen una idea de cómo componer un vino, con un objetivo simple y claro.

¿Cómo reparte su tiempo?

Es difícil congeniar tantas cosas. Paso más de cinco meses al año fuera de mi casa. Pero, las vacaciones son sagradas. Cuando estoy en Mendoza trato de estar en mi casa, con mi esposa Gabriela y mis hijos, Luca y Rafaella. Soy afortunado porque para mí Monteviejo es un proyecto familiar. Con Henri Parent, hijo de la propietaria Catherine Peré-Vergé, (fallecida hace tres años), siempre estamos pensando en lo que vendrá.

¿Hacia dónde va Monteviejo?

Fui el primer empleado de la bodega, hace17 años. Ahora vamos a tratar de conquistar el mercado de exportación y tenemos un foco muy importante en Estados Unidos, latinoaméricana, Canadá y Asia. El 50 % de nuestros vinos se vende en Argentina. La producción inicial era un millón de litros y ahora casi dos millones. Hemos comprado 120 hectáreas de viñedos en Altamira y otras en La Consulta (Valle de Uco). para agregar valor. Queremos hacer vinos para trascender.

El rock en los viñedos

Monteviejo Wine Rock 2016  tendrá su sexta edición el sábado 30 de abril. Con dos escenarios montados entre los viñedos del Valle de Uco y la cordillera de los Andes como telón de fondo. Contará con los shows de Eruca Sativa, Catupecu Machu, Gondwana (Chile), Coti Sorokin, Jaime Torres, Marilina Bertoldi, Octafonic, Rano Sarbach & Deborah Dixon, 4° Espacio, Infinito, David De Mata y Don Torres, entre otros.

Habrá música en vivo durante toda la jornada y la muestra “Plus + Arte”, dirigida por Gabriela Nafissi, donde se podrán ver obras de artistas mendocinos.

Las entradas pueden adquirirse en tuentrada.com y sus puntos de venta. Se puede optar por la compra de entrada general con estacionamiento y entrada, más traslado ida y vuelta, desde la ciudad de Mendoza. Hay agencias de turismo habilitadas para vender paquetes completos desde cualquier punto del país.

Además, de degustar los grandes vinos de la bodega, el predio contará con la propuesta gastronómica a cargo de la chef Graciela Hisa.